Candelaria cumplió el sueño
de cruzar nuestra cordillera

 
 
Año 1917. Quilmes, pcia de Buenos Aires. Elegante reunión de camaradería brindada a los alumnos extranjeros del
4º curso. Los primeros ubicados a la derecha : Teniente Luis Candelaria y Teniente Parodi.
Se cumplieron 89 años de la gran hazaña del teniente del ejército que piloteó un Morane Saulnier para unir el Neuquén con Cunco, Chile.


Disminuir tamaño
Aumentar tamañoCambiar tamaño  Imprimir Imprimir
 
       
   
   
 

Una apretada síntesis de hechos, personajes y acontecimientos que acompañaron la proeza de la aviación en 1918.

Sucedió hace noventa y cuatro años. Fue, exactamente un martes 2 de abril de 1913 cuando se inicia el derrotero de una gran hazaña. El legendario teniente Candelaria despega a bordo de su Morane Saulnier desde la base aeronáutica de El Palomar, ubicada en la provincia de Buenos Aires.
Su primera escala la realiza en la Estancia Santa Elena, propiedad de don Julián Erazún, ubicada en Cañuelas, provincia de Buenos Aires, lugar donde desarmó el avión que piloteaba para luego transportarlo en un vagón del Ferrocarril del Sud con destino a Zapala, Territorio del Neuquén.
Sus compañeros de ruta fueron el mecánico Miguel Soriano y sus ayudantes, los soldados voluntarios Ramón Jiménez y Juan Valentín.
Durante el trayecto, en las modernas instalaciones del tren que lo llevaba a la nueva “punta de riel”, conoce a Gabriel Marlat, al que recordó más tarde como un “hospitalario hombre de Zapala” con quien coinciden los destinos y, desde ese momento, Marlat estuvo “a su entera disposición”.
El sábado 6 de abril llegan a Zapala y de inmediato se disponen a armar el avión hasta que queda en condiciones de iniciar el vuelo. La monotonía de la promisoria localidad se ve interrumpida con el arribo del gestor de una gran hazaña. El objetivo del teniente Candelaria era cruzar con su Morane Saulnier la cordillera de los Andes.
Los días siguientes encontraron a Candelaria realizando sus primeros intentos de coronar con éxito sus sueños, pero las malas condiciones del clima no se lo permitieron. El reconocimiento del terreno y el comportamiento de su máquina en condiciones adversas fue una buena manera de aprovechar el tiempo y no darlo por perdido.
El 9 de abril, las condiciones atmosféricas continuaban retrasando el anhelo de Candelaria. Un fuerte ventarrón dio vuelta un carro y derribó una casa, hechos que obligaron a Candelaria a resguardar su avión en un galpón.
Los vecinos se fueron solidarizando y simpatizando con el avezado aviador que intentaba, contra viento y marea, poder realizar el cruce de los Andes. Entre tantas piedras que encontró en el camino se sumó la mala predisposición de un periódico local que minimizaba el titánico esfuerzo de Candelaria y su máquina.
Esto provocó una reacción en el vecindario zapalino. En honor al sueño y al esfuerzo de Candelaria destacadas familias de Zapala le ofrecieron un banquete en el Hotel La Paz, propiedad de José y Salim Abdala. Entre otros, asistieron representantes de las familias Bosco y Estéves que participaron de los honores a Candelaria. Durante el espontáneo evento tuvo uso de la palabra el Juez de Paz Ricardez y los vecinos Monti y Miranda. El banquete fue el suceso que logró gran repercusión en el medio local.
En medio de los comentarios, en pro o en contra, de la hazaña que intentaba llevar a cabo Candelaria, nació una gran amistad entre el futuro gobernador del Neuquén, Félix San Martín y el periodista Martín Etcheluz quienes, a la vez eran amigos del capitán Francisco Saturnino Torres quien, a la sazón, fue uno de los que proyectaron la hazaña que estaba a punto de llevarse a cabo. Francisco Saturnino Torres había llegado a Neuquén en 1938 con el cargo de inspector general de Gendarmería Nacional en el Neuquén.
Luego del banquete y los eventos que elevaron la moral y el espíritu vencedor de Candelaria, planea un nuevo intento en la noche del día 12 de abril. Al día siguiente, a las dos y media de la madrugada el mecánico Soriano comenzó el armado del aparato. A las t res de la tarde cargan combustible y aceite suficientes para cuatro horas de autonomía. Además la máquina que pilotearía Candelaria llevaba herramientas, armas, víveres y ropa interior. El cargamento, incluido el piloto, sumaba unos 250 kilos.
Exactamente a las tres de la tarde partió finalmente el teniente Luis Candelaria para poder cumplir su objetivo.

El periplo
El Morane Saulnier carreteó y se elevó contra el viento que soplaba del Este, luego realizó un viraje hacia el oeste pasando a gran altura por sobre el cerro Carreri dejando a la izquierdo el paso de Zainuco. Luego sobrevuela la cordillera del Chachil, donde se encuentra con una gran turbulencia provocada por el viento del Este que impulsaban la cola del avión. Además poderosas ráfagas del Sud Oeste originaron una gran agitación atmosférica a minutos de llegar al territorio chileno. Grandes nubarrones en la región sur y espesa bruma hacia el norte le impiden ver los valles centrales y la costa. El teniente Luis Candelaria decide detener su viaje y realiza un aterrizaje de emergencia en Cunco, ubicada a 50 km. de su destino primario. Al tocar tierra la máquina sufre averías que hacen imposible continuar el viaje.
Sin embargo Candelaria en dos horas y media realizó la hazaña, por esta razón es recibido por autoridades del país hermano. Posteriormente lo agasajan integrantes del Club Alemán de Temuco y autoridades del Regimiento Tucapel. Más tarde, en la capital, Santiago, es recibido en el Club Aéreo y en la Escuela Militar de Aviación
De regreso en la Argentina sus camaradas y amigos concurrieron a la estación Retiro, en la Capital Federal para tributarle el digno y justo homenaje al que se ha hecho acreedor.

(Sobre textos de Julio F. Furer)

Gran honor

El Aeropuerto Internacional San Carlos de Bariloche, «Teniente Luis Candelaria», recuerda al oficial del ejército argentino que el 13 de abril de 1918 realizó la proeza de cruzar por primera vez en aeroplano la cordillera de los Andes, uniendo Argentina y Chile.

Rescatando el pasado

Martha Ruth, nieta de Eduardo Talero, completa su libro sobre sus
experiencias de vida,

Neuquén > Apasionada por la historia del Neuquén, Martha tiene presente la epopeya realizada por sus abuelos en el traslado de la capital histórica, Chos Malal, hacia la soñada capital oficial delineada por Carlos Bouquet Roldán y Eduardo Talero Núñez.
Martha participa intensamente en la recuperación histórica de documentación gráfica y escrita que se convierte, a la luz de los años, en auténticos tesoros para la tradición «nyc».
Muchas son las propuestas que, al igual que su abuelo, Martha sueña para la Neuquén donde pasó su infancia y donde vivió momentos muy difíciles su padre, Eduardo (h) durante la tristemente célebre fuga de presos en los primeros años de vida territoriana.
La recuperación de La Zagala, conocida popularmente como Torre Talero, es una de las motivaciones más grandes que mueven a Martha pensando en esa obra arquitectónica, que se encuentra abandonada, pudiera convertirse en un lugar turístico ya que se trata del único gran edificio que está enlazado con la historia de los primeros pobladores de la región

Versos en su memoria

El talentoso Milton Aguilar escribió el poema “teniente Candelaria”.

Candelaria remonta una esperanza
con el hilo celeste de su sueño
y el tábano que monta su coraje
le zumba en los oídos del silencio.

Inmóvil con lanza de sus soles
se cuadra en su honor el Michacheo
cuando cruza majestuoso por los aires
desafiando las furias de los vientos

Búsquenme en la cordillera si no vuelvo.
Búsquenme en la cordillera si no vuelvo.
Y si vuelvo, ¡que algún día para siempre
velen mis desvelos las lunas del Norte Zapalero!

A su paso lo saludan las banderas
que levantan los Andes en el cielo,
y se vuelve infinito azul y blanco
con la gloria metida hasta los huesos.

La historia lo recibe al caer
como un pájaro herido entre los cerros.
Las manos del copihue lo levanta.
Cuando sangra, se hace su boca flor de Ceibo.

Preparan nuevo Congreso

Neuquén > Integrantes de la Junta de Estudios Históricos del Neuquén realizan reuniones periódicas con el fin de darle forma al que será un nuevo Congreso de Historia Provincial que se llevará a cabo en Junín de los Andes. Aunque la fecha tradicional siempre fue elegida para el mes de agosto, la comisión organizadora aún no definió si se realizará durante el próximo septiembre.
Estudiosos, profesores, licenciados y amantes de la investigación de los hechos que se sucedieron en nuestras tierras se darán cita para, nuevamente, enarbolar las verdades desentrañadas por quienes aman profundamente el cielo que los cobija.
En la imagen tomada en la casa del Dr. Gregorio Álvarez, lugar de reunión de las comisiones, participan Ileana Lascaray, Héctor Castillo, Elsa Bezerra, Stella Maris Asmar, Vicky Chávez y Sara Riquelme.

 

 


La Mañana Neuquen
Redacción Cómo anunciar  |  Webmaster
Neuquen - Fotheringham 445 - Teléfono 449 0400
Copyright © 2002-2004 - La Mañana Neuquen - Todos los derechos reservados
 

 
 
 



Min.: 9°c
Máx.:
23°c
Cielo parcial a algo nublado. Vientos leves de direcciones variables prevaleciendo del sector sur.
 
 
 
 

Energía
Productivo

 


Especiales La Mañana Neuquén

Visite La Mañana Cipolletti

Visite La Mañana Roca
 Transportes Interurbanos
 Guía Profesional
 Teléfonos de urgencia
 Farmacias de turno
 Transporte Aéreo
 Quiniela
 Horóscopo
 
 
 
 
 
 

Cine
Teatro
Recitales
Televisión
Videos

 
 

Revista Caras